Blog }  Tecnología para las personas

Campaña de correos electrónicos fraudulentos suplanta a la Agencia Tributaria

Campaña de correos electrónicos fraudulentos suplanta a la Agencia Tributaria

Importancia

Alta

Recursos afectados

  1. Cualquier empleado o autónomo que reciba un correo electrónico que simule proceder de la Agencia Tributaria solicitando realizar una acción referente al impuesto sobre la renta.

Descripción

Se ha detectado una campaña, a través de correos electrónicos fraudulentos, que suplantan a la Agencia Tributaria e intentan robar datos confidenciales de los usuarios alegando para ello que es necesario realizar una devolución o pago sobre el impuesto de la renta.

Solución

Como en cualquier otro caso de phishing, extreme las precauciones y avise a sus empleados para que estén alerta ante correos de origen sospechoso, especialmente si contienen archivos adjuntos o, como en este caso, enlaces externos a páginas de inicio de sesión o de petición de datos.

Si algún empleado ha recibido un correo de estas características, ha accedido al enlace y ha introducido las credenciales de acceso, deberá modificar lo antes posible la contraseña de acceso. Además, se recomienda modificar las credenciales de todos aquellos servicios en los que se utilice la misma.

Como pautas generales, para evitar ser víctima de fraudes de este tipo se recomienda:

  • No abrir correos de usuarios desconocidos o que no haya solicitado: hay que eliminarlos directamente.
  • En caso de que el correo proceda de una entidad bancaria legítima, nunca contendrá enlaces a su página de inicio de sesión o documentos adjuntos.
  • No contestar en ningún caso a estos correos.
  • Tener precaución al seguir enlaces en correos electrónicos, SMS, mensajes en WhatsApp o redes sociales, aunque sean de contactos conocidos.
  • Tener precaución al descargar ficheros adjuntos de correos, en SMS, mensajes de WhatsApp o redes sociales, aunque sean de contactos conocidos.
  • Tener siempre actualizado el sistema operativo y el antivirus. En el caso del antivirus, comprobar que está activo.
  • Asegurarse de que las cuentas de usuario de los empleados utilizan contraseñas robustas y sin permisos de administrador.